Las 5 lecturas de La Línea de Fuego – 19 al 25 de febrero –

La muerte de Forges, la ausencia de la libertad de expresión o la petición de la ONU de una nueva tregua de cese al fuego en Siria han sido noticia a lo largo de estos días. Como cada semana os dejamos los cinco artículos de otros medios que más gustaron en La Línea de Fuego:

Dibujante de los cualquiera

Un país es un conjunto de memorias e historias compartidas, una narración contada mil veces, adaptada a cada uno. Forges, en ese sentido, es un narrador y hacedor indispensable de la España que venimos siendo y, yo añadiría, de sus mejores potencias.

Mi Forges

Yo tuve un Forges, como muchos españoles en los últimos 50 años. El mío no tiene nada que ver con Irak, Haití, Cataluña o la corrupción; mi Forges empezó a publicar cuando yo tenía 10 o 12 años, a una edad en la que devoraba todos los periódicos (escaso mérito, porque era la carga mágica que mi padre, periodista, traía a casa cada noche).

El misterio del regreso de la heroína

Mientras la Policía da la voz de alarma y algunos barrios viven castigados por esta droga, los datos y los expertos afirman que no ha aumentado el consumo. ¿Por qué, cíclicamente, la heroína amenaza con volver?    La frivolidad y ligereza con que se comportan los responsables de algunas instituciones que dependen de la Administración, seguro que con el afán de agradar a sus superiores, pone en peligro la democracia.Desde hace meses, los medios de comunicación informan de forma recurrente de un supuesto repunte en el consumo de heroína en España y de la desesperación de los vecinos ante una plaga que creían extinguida. Y, sin embargo, no hay datos que lo avalen. Solo indicios. Muy preocupantes, pero solo indicios.

Por un mundo sin manadas

El caso de la Manada concentra todas las paradojas de un sistema jurídico que revela su lado más patriarcal: el victimario es tratado con una infinidad de presunciones mientras la víctima no solo no suele obtener justicia, sino que por lo general termina ella misma virtualmente condenada, no por un tribunal, sino por un jurado popular implacable, dispuesto a negar la violencia contra ella y a endilgarle un arsenal de estigmas y discriminaciones.

Libertad de expresión

La frivolidad y ligereza con que se comportan los responsables de algunas instituciones que dependen de la Administración, seguro que con el afán de agradar a sus superiores, pone en peligro la democracia. Ante la polémica lectura que hace el artista de la detención de algunos líderes del procés,Ifema eligió la censura como el mejor camino para quitarse problemas de encima. Un poco más tarde, y ante la solicitud del Ayuntamiento de la capital de rectificar su posición, la junta rectora de Ifema avaló la decisión de la directiva.